Perezoso Maestro del Calabozo – Capítulo 005

Hagamos más habitaciones

 

—Ahh, ese fue un buen sueño… todavía es difícil decirlo. Quiero un mejor futón…
—Buenas. Realmente dormiste todo el día… ¿no te cansas de ello?
—Nop.
—Bien, explícame entonces… sin embargo antes quiero que revises los PC.

Cuando abrí el menú para echar un vistazo, habían 857 PC.

—¿Hmm? Oh, subió de repente. Eso fue peligroso.
—¿Lo sabías?
—¿Sí? Ah, lo oí más o menos. ¿Qué pasó?
—…Unos aventureros atacaron.

Por lo que escuché, los bandidos de guardia escucharon a los aventureros dirigiéndose al calabozo. Los emboscaron en el pasillo desde un punto ciego en la habitación.
Luego mataron a los cuatro aventureros. Al parecer los bandidos salieron ilesos.

—Entonces los bandidos tomaron el equipamiento de los aventureros y se hicieron cargo de los cuerpos. Los empujaron contra el núcleo de calabozo. Incluso si no se tomaban la molestia de apoyarlos contra mí, los hubiera absorbido. Parece que lo entendieron cuando lo hice con un cuerpo que todavía no habían empujado.
—Ya veo, atacaron dentro del calabozo. ¿No son acaso los bandidos más inteligentes que Rokuko?
—¿¡Que se supone que significa eso!?

Por supuesto significa lo que dije ¿sabes?
Rokuko, que había estado sonriendo, se enfurruñó al escuchar eso.

—Pero ¿por qué? Por qué vinieron los aventureros, digo.
—Tú…  tú misma dijiste que suelen venir aventureros una o dos veces por mes…
—Oh, ahora que lo pienso ¿dije acaso algo como eso?

Esta cueva probablemente era usada para entrenar aventureros peleando contra un pequeño grupo de goblins o algo por el estilo. Ya que el núcleo de calabozo sigue intacto, y debido a cómo llaman a este lugar, probablemente es usado para entrenar novatos. Probablemente solo para venir a ver un núcleo de calabozo real.
Bien, la respuesta a si un grupo de novatos puede venir a una [Cueva Común] así y luchar contra contra ocho bandidos… es la que se puede observar.
Los bandidos, así como con los cinco goblins, no podían perder contra seis novatos. Ya que no pensaron que iban a perder, robaron, mataron.
Porque son bandidos.

—Bueno, con esto, el yelmo de acero y la carta de ayer… tuvieron un efecto en ellos.
—Los bandidos quieren dinero. Así que mientras actuemos amistosamente y demostremos que es de su interés, usando objetos para satisfacer su codicia por las riquezas, cooperarán con nosotros. Por lo tanto, en orden para que los bandidos permanezcan en la cueva les mostré el yelmo y la carta… así ellos conseguirán cuerpos de aventureros para que nosotros los transformemos en PC.

En el caso de que hayan peleado fuera de la cueva, probablemente no habrían traído los cuerpos de vuelta al lugar donde duermen, ya que no parecen tener un fetiche por eso. Pero si pudieran hacer desaparecer los cuerpos sin dejar rastro… hacer que el núcleo de calabozo los absorba reduciría sus probabilidades de ser descubiertos. Incluso obtendrían recompensas por ello. Así que probablemente los traeran de vuelta aquí.

Además, incluso si se entera el gremio de aventureros, se darán cuenta que no ganan nada removiendo bandidos de una [Cueva Común]. Por lo tanto, con pensamientos tales como [quiero estar en esta cueva] y [quiero riquezas], incluso si lo llaman [obra de bandidos], los aventureros definitivamente serán despachados. Que los hayan emboscado dentro de la cueva fue un bonus conveniente.
Sin embargo si lo piensas, la mejor cosa que pueden hacer es huir sin pelear… pero bueno, parece que no se les ocurrió. Es bueno que sean idiotas.

—…Kehma, ¿acaso no está bien que los bandidos se vayan?
—No, no está bien. No podemos masacrarlos si se van. ¿No serían entonces los PC para los que tengo grandes planes desperdiciados? Desperdiciar no está bien. Tengo que sacarle el jugo a lo que tenemos.
—Aunque seas humano como ellos, los llamas PC. Kehma, creo que te respeto un poco~
—Gracias, entonces me voy a dormir. Buenas noches.
—Te acabas de despertar y ya vuelves a la cama…

¿Eres estúpida? No sería capaz de volver a dormir si no me acabase de despertar.

A pesar de que mi plan era matar aventureros, mi conciencia no me está haciendo sentir mal al respecto.
Bueno, fueron los bandidos los que los mataron por su cuenta mientras dormía, y tampoco es como si hubiese visto los cadáveres. ¿Me pregunto si aquí terminaré matando a alguien directamente antes de mucho? ¿Qué pensaré entonces?
…Lo que sea, está bien dado que ya me convertí en algo llamado «maestro de calabozo». Me siento renovado por haber dormido. Nuestros PC también incrementaron un poco.

—Aumenta el número de habitaciones. Compra otra caja, también. ¿Queda algo de tinta?
—Eh, sí. ¿Hay? Pero, ¿hacer una habitación que cuesta 850 de nuestro precioso PC?

Rokuko respondió con desilusión mientras miraba el catálogo de monstruos que pueden ser invocados por 800 PC o menos.
Jajaja, ¿esta loli rubia está aprendiendo?

—Bueno, añadir habitaciones… veamos, aunque sea capaz de colocar objetos cuando hay invasores, solo puedo sacar monstruos del núcleo de calabozo y no puedo añadir habitaciones. ¿Cómo sacaré a los bandidos…? Tampoco parecen fáciles de derrotar… Bien, escribe lo que te voy diciendo.

 

*

 

(N. del T.: PDV del Jefe de los Bandidos).

—¡Jefeee! ¡Apareció otra caja!
—¡Oh! ¿Qué esperas? ¡Muévete!

El jefe bandido saltó del suelo. No, literalmente se levantó de un salto para abrir la caja.
Adentro hay… ¿Qué es esto? Inclinó la cabeza cuando vió lo que había adentro.

—¿…Una almohada? ¡Pero los objetos mágicos son…!

A pesar de darme un yelmo de acero por cinco goblins, ¿qué es este regalo lamentable por cuatro aventureros? ¿La cantidad era lo importante?
Mientras el jefe de los bandidos pensaba eso, un subordinado leía en voz alta las palabras escritas dentro de la caja.

 

[¡Me salvaste! ¡Eres fuerte! ¡Quiero-agradecerte! Ya que-estaban-en-el-calabozo-presente-rápidamente. Añadiré-habitaciones. Es-peligroso-así que-todos-salgan. Salgan-pronto-por favor.]

Ya veo, ¿el regalo es más habitaciones? Ya que era definitivamente pequeña cuando los ocho llegaron, pudo haber estado teniendo eso en cuenta.
Así que, de acuerdo a eso, todos salieron de la cueva.
Tan pronto como se alejaron de la entrada de la cueva, inmediatamente, un sonido de rocas crujiendo empezó a resonar desde la cueva.
Alrededor de diez minutos pasaron. Al entrar poco después de que el ruido haya cesado, el núcleo de calabozo que estaba en el piso había desaparecido y ahora había un pasaje que llevaba adentro. Un poco nerviosos, entraron y vieron una habitación más a cada lado del pasaje. Dos habitaciones más habían sido añadidas, con el núcleo de calabozo a la derecha.
Además de las dos habitaciones nuevas, estaba la misma habitación que era parte de la cueva desde el principio. Se sentía raro que un lugar al que llamaban escondite ahora tenga una puerta de madera.
Le tomó tan solo diez minutos expandirse a la cueva. ¿Probablemente habría tomado alrededor de un mes si se hubiese hecho con mano de obra humana? No, si hubiera un mago calificado entre ellos podría haberse logrado a la misma velocidad.
Tres habitaciones en total. Simplemente triplicó la cantidad de habitaciones hasta ahora.
Es más, parece que hay una cama instalada en la habitación de la izquierda. ¿Era la almohada de la caja para usarla allí?
«¿Esto fue preparado para mí? Eres una lindura» farfulló el jefe de los bandidos.

 

*

 

(N. del T.: PDV de Keima).

—…Maldición… por qué, ¡por qué gastaste 440 PC en un tipo como él…!
—Oi oi, 10 PC para la caja y la almohada, 20 PC para las dos puertas de madera y 10 PC para una cama… eso en total 40 PC usados en los bandidos, ¿de qué hablas?
—¿Hah? Esa habitación costó 200 PC, ¿sabes?
—Es una estupidez decir eso. Esa habitación es diferente al yelmo de acero, no puede ser sacada del calabozo y venderse por dinero. Es nuestra propiedad de manera permanente.

Rokuko ladeó tontamente la cabeza al no entender lo que quise decir.
Claro, ésta es un núcleo de calabozo en otro mundo y su apariencia no refleja su edad… esta loli rubia probablemente es menor de lo que parece.
Casi definitivamente.

—Expandí el calabozo porque era necesario, te explicaré la ventaja de tener más habitaciones… si podemos tener seis goblins por habitación, con tres habitaciones podemos tener hasta dieciocho de ellos.
—¡Wow, eso es increíble! ¡Hagamos más habitaciones!

Sip, el que consientas a ello es incluso más increíble.

—…Espera, ¿qué? ¡E-esto es serio! ¡A pesar de que habían 860 PC ya no queda nada!
—Ah, es porque yo lo usé…
—¿Eh? ¿E-en qué lo usaste?
—Mira, esto.

Le mostré el mapa desde el menú.
Dejé la entrada momentáneamente, y fuera del pasaje hice una cueva similar a la original a una distancia considerable. 200 PC por la habitación, 30 PC por cinco metros de pasillo. Sin embargo ya que no tuve que hacer un pasillo fuera de la cueva, la hice a alrededor de un kilómetro de distancia. Terminó siendo bastante barato, aunque usó el resto de los PC.

—…Hah, nunca se me ocurrió expandir el calabozo más allá de la entrada. Esa es una manera diferente de pensar. Bien, ¿por qué lo hiciste? ¿No es un obvio gasto de PC?
—Ah, alégrate. Éste es el deseo de tu corazón, ¡El cuarto de goblins!
—Yay~♪ … Eh, ¿el deseo de mi corazón?
—¿No te encantan los goblins?

¿No es ella siempre la del «manda un goblin, manda un goblin»?
Por eso pensé que a Rokuko le gustaban los goblins. Estar rodeada y ser servida por goblins.

—…No, no tengo sentimientos como ese.
—No te preocupes, no me importa. Cada cual con lo suyo. No tienes nada que ver con tu fetiche por los goblins, compañera.
—No, ¿qué? ¿Qué quieres decir? ¿Y qué hay con esa cara de «Lo entiendo»?
—A propósito, no soy un lolicon. Tengo un fetiche de pies. Mi evaluación de los pies de Rokuko es positiva.
—¡No, no, no! En serio, ¿¡qué quieres decir!? ¡Además, estás bajando la vista!

Por el momento, los PC estaban agotados, así que me tiré a dormir por tercera vez.

 

 

<- Capítulo Anterior | Tabla de Contenidos | Siguiente Capítulo ->

Advertisement
Recommended Series
Advertisement
Advertisement